Reporte Escucha Creativa de Programación La Ligua - 21 de noviembre de 2016

¿Cómo fue la experiencia de niños, niñas y jóvenes (NNJ) en los laboratorios del segundo semestre 2016 en Cecrea La Ligua? ¿Qué emociones identificaron? ¿Cómo creen ellos/as que podría mejorar el ciclo programático? Con estas preguntas en mente, Cecrea La Ligua realizó su Escucha Creativa de Programación del año 2016.

Una Escucha Creativa es una metodología participativa que busca recopilar información para la constante retroalimentación del programa, el empoderamiento y la toma de decisiones en cada Cecrea. Para esto, se promueve la participación activa y lúdica de niños, niñas y jóvenes (NNJ), a través de estrategias de consulta, trabajo colaborativo y democrático.

La Escucha Creativa de Programación se realiza al finalizar o durante cada ciclo programático, convocando a niños, niñas y jóvenes (NNJ) que han participado de las experiencias Cecrea, y facilitadores, con el objetivo de retroalimentar el proceso vivido, y proyectar la programación y la vida del Centro.

En La Ligua, se realizó el lunes 21 de noviembre de 2016.

Participaron 46 niños, niñas, jóvenes (NNJ) y adultos

38 niños, niñas y jóvenes (NNJ) + 8 facilitadores adultos
Distribución de niños, niñas y jóvenes por edad

Total: género femenino: 29, género masculino: 9

En cada grupo etario participó un niño, niña o joven en situación de discapacidad.

Equipo Escucha: Equipo Cecrea La Ligua + 4 facilitadores + 3 observadoras

Objetivo

Escuchar las opiniones y emociones de niños, niñas, jóvenes y adultos sobre las experiencias vividas en Cecrea La Ligua, durante el segundo semestre de 2016, y proyectar el primer ciclo programático 2017, por medio de metodologías participativas que fomentan el desbloqueo creativo, la participación y el diálogo.

¿Qué hicimos?

Nos reunimos todos/as en un gran círculo de bienvenida, nos presentamos y jugamos para romper el hielo.

Los participantes se dividieron en 4 grupos o maestranzas: 7 a 10 años, 11 a 15 años, 16 a 19 años, y adultos facilitadores.

Primer momento: recordando lo vivido

Cada grupo observó una proyección de fotos de los laboratorios en los que participaron durante el segundo semestre de 2016. Reconocieron momentos, se vieron en las fotografías, se alegraron con algunas imágenes, y se mostraron indiferentes con otras.

Algunas preguntas que hicimos para activar los recuerdos: ¿Qué sentiste al vivir ese momento? ¿Qué fue lo que más te gustó? ¿Qué no te gustó? ¿cómo te sentiste compartiendo con otros niños (o jóvenes)?

No todos los participantes de la Escucha habían vivido experiencias Cecrea, lo que dificultó en algunos grupos el proceso.

Los post it ayudaron a sistematizar lo dicho. Los participantes agruparon sus opiniones en: lo entretenido, lo fome, lo que propongo. Elegimos esas categorías para que el lenguaje fuera más amigable para niñ@s y jóvenes.

Luego, los invitamos a construir un antifaz donde plasmaran la emoción que representaba lo vivido en Cecrea.

El grupo de 7 a 10 años fue el que más se motivó con esta propuesta, lo que nos hizo pensar en diferenciar las actividades por rango etario para la próxima Escucha. Aprendimos además, a que activar las emociones y elegir una para plasmarla en una obra es un proceso que requiere más tiempo y ejercicio.

Asimismo, la dinámica creativa debe estar al servicio del objetivo de la Escucha: recopilar información. Observamos en este caso que los antifaces se convirtieron en una actividad entretenida para el desbloqueo creativo, más que una herramienta para evaluación y retroalimentación.

Segundo momento: proyectando Cecrea La Ligua 2017

Maestranza Escritura Creativa. 7 a 10 años.

¿Cómo sería tu laboratorio Cecrea soñado? Con esta consigna se invitó a los participantes a imaginar el próximo ciclo programático. La idea era crear el nombre del laboratorio, con la ayuda de cientos de palabras, como si fueran un puzzle. Luego, diseñaron un afiche para incluir las características soñadas.

Maestranza construcción de un personaje. 11 a 15 años.

Los invitamos a soñar con su "facilitador ideal". ¿Qué características debería tener? ¿Qué derechos facilitar? Sus ideas se plasmaron en una creación colectiva con diversos materiales.

Maestranza Vida en el Cecrea. 16 a 19 años.

Los participantes recorrieron el espacio Cecrea, conversando y soñando sobre cómo les gustaría que fuera el lugar, qué podríamos hacer para mejorarlo y qué programación diseñarían. Sus ideas se plasmaron en cápsulas audiovisuales.

Facilitadores

El grupo de facilitadores vivió durante la jornada dos instancias de conversación. La primera, buscaba evaluar lo vivido el segundo semestre de 2016; y la segunda proyectar el programa.

Tres preguntas guiaron el segundo momento: ¿Cómo podemos mejorar nuestras prácticas? ¿Cómo podemos contribuir para que la experiencia Cecrea mejore? y ¿Cómo puede el Cecrea apoyar nuestras prácticas? Sus respuestas se clasificaron en tres ámbitos: creatividad, derechos, y operatividad.

Consejo

La jornada terminó con el despliegue de un gran mural, como una línea de tiempo, que permitió compartir las creaciones, opiniones y emociones de los niños, niñas y jóvenes, compartidas durante la tarde. Los y las participantes tomaron la palabra para contar su experiencia en la Escucha y cerrar la jornada con un círculo grupal de emociones gritadas al viento.

¿Qué escuchamos?

La Escucha Creativa es una herramienta de investigación, por lo tanto, es fundamental sistematizar la información recopilada, para luego devolverla a la comunidad.

Al comunicar los resultados promovemos el derecho a la información y participación de niños, niñas y jóvenes; enriquecemos lo dicho con nuevas ideas; y nos comprometemos como comunidad al desarrollo de Cecrea.

La información se presentará a partir de los dos momentos de la Escucha: evaluación 2016 y proyección 2017.

Evaluación 2016

Los resultados se exponen según grupo de trabajo o maestranza, y en función de tres ejes: lo positivo, lo mejorable y lo que propongo.

Para organizar la información y facilitar su lectura, utilizamos diversas categorías.

Lo positivo. 7 a 10 años

Los niños y niñas destacaron la posibilidad que encontraron en Cecrea de sentirse más libres, pasarlo bien, y convivir con adultos que los respetan y apoyan.

He venido desde el verano y me gusta mucho.
Me encanta, es muy hermoso este lugar
Yo creo que nunca se vaya el Cecrea

Libertad

Podemos ser nosotros mismos
Me siento libre
Acá podemos estar más libres que en el colegio
Podemos expresarnos libremente

Facilitadores

Los profes nos entienden
Los adultos saben cómo explicar
Estamos con profes chistosos y tías divertidas

Felicidad

Pudimos rayar y ser felices

Diversión y juego

Me entretengo
Acá tenemos derecho a jugar
Cuando los papás están trabajando nos pueden venir a dejar acá para que nos divirtamos.

Otros

Me gusta todo
Me gusta trabajar en equipo
Los grandes (refiriéndose a los jóvenes) nos tratan bien. En el colegio están estresados.
Me gusta cuando hay comida
Me encantó el viaje a Valparaíso

Aunque el ejercicio de creación de antifaces no logró por completo el objetivo deseado, en este grupo arrojó información sobre la alegría y felicidad que han sentido en las experiencias Cecrea.

Una niña además, hizo una máscara de Hulk, la que, según explicó, simboliza lo "fuerte y poderosa" que se siente gracias a su paso por el programa.

Lo positivo. 11 a 15 años

En este grupo destacaron también la posibilidad de sentirse libres y la actitud de los facilitadores de Cecrea, quienes respetan su diversidad y escuchan sus opiniones. Además, señalaron que Cecrea es un espacio divertido e inspirador donde pueden conocer nuevos amigos y sentirse importantes.

Libertad

Destacan la sensación de libertad y la posibilidad de tener buenos compañeros.

Les gusta que pueden cambiar sus ideas.

Facilitadores

Me gusta la actitud del profesor.
En Cecrea no son como los profesores del colegio que retan por la apariencia.
Acá escuchan nuestras opiniones.

Felicidad

Dicen que Cecrea es un lugar chistoso y alegre.

Convivencia

Me gusta compartir con amigos.
Acá se juntan niños de distintos colegios.

Diversión y juego

Destacan la posibilidad de participar en talleres creativos y recreativos, y que se pueden ocupar materiales diversos.

Dicen que Cecrea es divertido, bacán y creativo.

Otros

Les gustó el viaje a Valparaíso, tomar fotos y grabar.

Reconocen sentirse importantes en Cecrea.

Destacan el buen ambiente en los laboratorios, y que el espacio es inspirador.

Lo positivo. 16 a 19 años

Cecrea para los jóvenes es un lugar donde se sienten libres, especialmente para expresar sus ideas. Al igual que los otros grupos, destacan el ambiente de felicidad y diversión, con facilitadores que acogen y escuchan. Este grupo en particular, enfatizó en la posibilidad que les da el espacio de distraerse de sus obligaciones escolares, y en el aprendizaje que significa compartir con niñ@s y jóvenes de otras edades.

Libertad

En Cecrea no hay normas.
Podemos hacer lo que queramos.
El Cecrea no tiene muchas reglas.
Acá hay libertad de expresión.
Soy libre y puedo expresarlo.

Facilitadores

¡Los profes son buena onda!
Los profes te escuchan.

Felicidad

¡Reírnos mientras grabamos!

Destacan el amor, el cariño, la felicidad.

Conocemos personas.

Diversión y juego

Nos divertimos.
Distraerse (uno se olvida del resto- de la cantidad de pruebas).

Inclusión

Destacan la fraternidad, compañerismo, no-discriminación (raza-sexo)

Uno se siente mas acogido.
La primera vez que vine al Cecrea me sentí como alguien único.

Aprendizajes

Reconocen que pueden aprender cosas nuevas.

Aprender a modular; aprender a expresarme mejor; somos menos tímidos.

Sienten que en Cecrea vuelven a la infancia y aprenden de los niños. Eso es divertido pero a la vez requiere de paciencia.

Los cabros chicos: son amorosos; uno se siente mas cómodo

Lo positivo. Facilitadores

Aunque son cautelosos a la hora de identificar aspectos positivos, destacan los progresos que han tenido los niñ@s y jóvenes en los respectivos laboratorios que facilitan. Así, se va "sembrando" poco a poco para la construcción de una ciudadanía creativa.

Reconocen asimismo, las características positivas del modelo y del espacio: un lugar amable, donde los participantes se sienten más libres y donde fluye una buena relación con los facilitadores.

Impactos del modelo Cecrea

Reconocen que en los laboratorios hay una alta presencia de niñ@s en situación de discapacidad, quienes se han ido integrando y están teniendo resultados.

(Fotografía experimental) Al principio los niños estaban super desganados y ahora están full.

Para los facilitadores del Laboratorio de Radio, al inicio fue difícil trabajar con NNJ de 7 a 19 años; no obstante, han ido sorteando las dificultades. Ahora los participantes se escuchan más y participan activamente.

Reconocen que están sembrando para la construcción de ciudadanía creativa.

Convivencia

Reconocen que fluye bien la relación NNJ-facilitador.

La paso bien con los chicos tampoco he sentido tantas limitantes.

Modelo Cecrea

Es un espacio mucho más estimulante que estar en el colegio, hay más espacio y son más libres.
Ha sido una sumatoria de experiencias armadas por ellas mismas (niñas). Hemos salido a terreno, hemos tenido espacio de escucha donde ellas propusieron. No hay que venir con la estructura tan hecha.
Aquí hay un espacio amable, valioso que hay que aprovechar.

Lo mejorable. 7 a 10 años

A los niños y niñas les cuesta identificar aspectos mejorables (o "fomes", como les dijimos a ell@s). Durante el momento de recordar, la gran mayoría de los comentarios fueron positivos.

Me da pena porque me gustaría que ese momento (refiriéndose a una de las fotos) se repitiera.
¿Por qué dan pan sólo con queso y jamón?
Los niños más grandes dicen garabatos a veces.

Lo mejorable. 11 a 15 años

El modelo que promueve Cecrea, donde los niñ@s y jóvenes son protagonistas de los procesos, no siempre resulta simple para sus participantes. Así lo explicaron en este grupo, a la hora de pensar en los aspectos mejorables de Cecrea. Esto porque el sistema escolar, donde las decisiones son principalmente tomadas por adultos, genera un bajo nivel de participación de los niñ@s y jóvenes, por lo tanto, opinar y tomar decisiones es un aprendizaje permanente.

Asimismo, expresaron la necesidad de hermosear el espacio físico donde está instalado el Cecrea; y convocar a más participantes de sus edades (sienten que participan más niños).

Es difícil tomar decisiones, lo que en algunas oportunidades los hace sentirse nerviosos.
Me gustaría trabajar en espacios distintos

Reconocen que el espacio físico podría mejorar.

Señalan que en Cecrea hay sólo niños.

Lo mejorable. 16 a 19 años

Este grupo tampoco identificó fácilmente aspectos mejorables (o "fomes") de Cecrea. El tema que generó más diálogo fue la relación con los niñ@s que participan del espacio; pues si bien reconocen su aporte, también advierten que deben tenerles mucha paciencia porque "no se callan nunca".

El Cecrea no es fome, nos sirve para distraernos
Los cabros chicos no se callan nunca
Hay pocos micrófonos
No encuentro nada fome

Lo mejorable. Facilitadores

Algunos de los participantes recordaron con añoranza momentos del Cecrea en los que se sintieron con "menos límites" o con mayor autonomía.

Asimismo, criticaron la burocracia estatal que identifican en Cecrea y cómo ella ha dificultado la posibilidad de difundir el programa. Por último, coinciden en que no es fácil adaptarse al modelo pedagógico del programa y que ponerlo en práctica es un proceso.

Obstáculos externos

Reconocen que los paros en los colegios dificultaron el cumplimiento de las sesiones.

Comunicaciones

Señalan que es necesario mejorar los canales de difusión de Cecrea, y cómo se inserta en la comunidad.

Reconocen la necesidad de mejorar la convocatoria a los niños, niñas y jóvenes.

Gestión

En un espacio de creatividad no debería haber límite de ninguna cosa, para nadie, ni para los facilitadores ni para los niños.

Reconocen que la burocracia estatal perjudica los procesos, especialmente en Comunicaciones.

Señalan la necesidad de promover la continuidad de los facilitadores.

El modelo Cecrea

Dicen que cuesta motivar a los jóvenes (en relación a un laboratorio dentro de la jornada escolar). En algunos casos, los jóvenes comienzan algo pero luego lo dejan y no lo retoman.

Cuesta un montón salirse del modelo taller, de dejar de ver el producto como algo tan fundamental.
Los facilitadores aún no tienen en su ADN cómo es esta nueva forma que estamos intentando buscar (modelo Cecrea).

Lo que propongo. 7 a 10 años

Nada, porque está todo acá

Al identificar pocos aspectos mejorables (o "fomes") en Cecrea, este grupo no llegó a pensar en ideas para un mejor espacio.

No obstante, fue en el segundo momento de la Escucha (proyección 2017) donde echaron a volar su imaginación y surgieron creativas propuestas.

Lo que propongo. 11 a 15 años

Las ideas de este grupo se centraron en la posibilidad de irradiar Cecrea a otros espacios de la comuna, salir a terreno, e incorporar el deporte como disciplina.

Salir a otros lugares a entrevistar.

Les gustaría un taller de música y actividades deportivas.

Además, vivir experiencias Cecrea en otros espacios de la comuna; salir a terreno, pasarlo bien y disfrutar.

Lo que propongo. 16 a 19 años

Al preguntarles por propuestas, los jóvenes se centraron especialmente en la necesidad de contar con más experiencias artísticas (música, teatro, fotografía). Asimismo, nuevamente emergió la dificultad en la convivencia con los niños y niñas.

Reconocen que faltan colores para darle más alegría al lugar.

Faltan actividades con movimiento

Les gustaría más música en vivo, un taller de música, canto y guitarra. Además, un taller de baile, teatro y fotografía.

Les gustaría que viniera un famoso al Cecrea.

“Que en radio salgamos al aire y que todos nos escuchen”.
“Que nos separen del los cabros chicos”. (Radio)

Les gustaría aprender a tocar guitarra; acercarse a la tierra; y dibujar. Además, hacer yoga al aire libre.

Quieren encontrar paz en el Cecrea.

Lo que propongo. Facilitadores

Las propuestas de los facilitadores se centraron especialmente en contar con más instancias de formación; incorporar a las familias en los procesos; y tener mayor autonomía para tomar decisiones.

Formación

Les gustaría más formación para comprender el modelo Cecrea. Que vengan expertos, por ejemplo.

Proponen generar un espacio de formación para conocer y diagnosticar más la realidad de los jóvenes del territorio.

Les gustaría aprender herramientas de diagnóstico psicosocial para el trabajo con niños.

Reconocen la necesidad de conocer con mayor profundidad cuáles son las temáticas que les interesan a los NNJ.

Modelo Cecrea

Señalan que los laboratorios podrían ser más largos para conseguir más resultados.

Creen que se debiera incluir el deporte como disciplina.

Considerar relevante incorporar a la familia en los procesos.

Gestión

Proponen sumar nuevos espacios comunales donde se hagan laboratorios.

Requieren más instancias de comunicación entre facilitadores y mayor autonomía territorial.

Les gustaría que haya un equipo base de facilitadores; y abrir el espacio a nuevos facilitadores.

Proyección 2017

¿Con qué laboratorios sueñan? 7 a 10 años

Creativas y novedosas fueron las ideas que plantearon los niños y niñas en este segundo momento de la Escucha. No hubo un énfasis particular, pues la ciencia, la tecnología, la sustentabilidad y el arte, en convergencia, fueron mencionadas como disciplinas para sus laboratorios soñados.

No obstante, se destaca la relevancia que le atribuyen a las emociones, y a la buena convivencia, proponiendo instancias para hacer buenos amigos, reír y ser felices.

Ciencia + arte

Laboratorio de ciencias creativas. Leer, inventar y buscar. Podemos buscar cosas nuevas para crear inventos.

Sustentabilidad + arte

Laboratorio de plantas y libros para jugar, donde lo más importantes es ser buenos amigos.

Laboratorio Maravillosos. Inventar cosas, observar, hacer, reciclar, no matar animales. Laboratorio consciente con la naturaleza.

Convivencia

Laboratorio de reír. Hacer globos, flores, que los perros bailen y cosas graciosas.

Laboratorio de imaginar y dibujos. Muchas caras de personas sonriendo simbolizan la felicidad. Es un espacio para las emociones, donde se puede estar feliz y pasarlo bien.

Tecnología + Comunicación

Laboratorio de computación y radio. Se pueden contar historias y enseñar a usar computadores.

Tecnología + arte

Laboratorio de ciencia 3D. Crear videos fantásticos, teatro y 3d. Hacer obras de teatro, grabarlas, y que los bichos fueran parte de la obra.

Laboratorio de videos locos. Superhéroes, danza, dinosaurios, experimentos y tecnología.

Otros

Laboratorio cuentero.

Laboratorio más que soñar. En él se puede bailar, hacer sonidos ruidosos, hacer muebles, en un ambiente simpático.

¿Cómo les gustaría que fuera el/a facilitador/a Cecrea? 11 a 15 años

Cuando piensan en un facilitador "ideal" se imaginan principalmente a un adulto con menos estructuras rígidas; con sentido del humor; y que respete y valore la diversidad.

Este grupo etario, al estar en un período de construcción identitaria, busca la validación grupal a partir de las diferencias. Por tanto, valoran que los adultos los escuchen y que respeten sus diversidades.

Debe ser hippie, relajado, reír y que le gusten las travesuras.
Que sea feliz.
Que haya conocido otros lugares.
Que pueda trabajar con distintas opiniones.
Que sepa de cultura.
Que genere conversación fluida, sin silencios.
Que sepa de tecnología.

¿Cómo imaginan el espacio Cecrea? 16 a 19 años

A través del lenguaje audiovisual, este grupo recorrió el espacio y realizó cápsulas de video, como si estuvieran reporteando desde el lugar de los hechos.

Según su imaginación, así será Cecrea La Ligua:

Zona entre baños y sala de recepción

Esta será el área de descanso, donde habrán muchas bancas para descansar.
También, pueden haber columpios, sube y baja, para que haya diversión. Sobre todo para los menores de 10 años, para que se entretengan mientras no tienen nada que hacer.

Carpintería creativa

Va a haber una bodega, para que se pueda sacar lo necesario en el momento justo.
Y para que así no haya tanto desorden al ordenar, sacar o guardar cosas.

Pichiruca

Aquí se va a hacer un taller de arcilla y va a ser básicamente de diversidad porque va a ser un taller de cultura.

Entrada, a la izquierda

Vamos a tener un área verde. También flores para que sea más colorido y llamativo e invite a más personas a venir al Cecrea.

Entrada a la derecha

Este lugar va a ser una cancha para proponer entrenamiento físico, carreras, deportes y cosas así en general.

Huerto

Aquí va a haber una huerta y en esta parte va a haber una reja por si llega una pelota para que no destruya el área verde.

Espacio lateral derecho: Recicreo

Esta va a ser el área de recreo van a haber juegos y también muchas bancas para sentarse acomodarse y descansar.

Espacio lateral izquierdo

Lugar de cultura, lectura y recreación
Aquí vamos a leer libros, escribir cuentos, hacer historias.
También podría ser para ayudar a la comprensión lectora, para que los niños tengan mas creatividad y cosas así. Crear mitos y leyendas, así para poder abrir nuestras mentes a una nueva capacidad.
En este taller también se podría dibujar, no solo leer. Así los niños también tendrían mas cultura y también sería un área de recreación porque a no todos les gusta leer o dibujar.
También podría servir para hacer obras de arte, obras de marionetas y cosas así. Para que así aprendan divertidamente.

Y aquí la despedida:

Facilitadores

En el segundo momento de la Escucha, en parejas, los facilitadores actuaron una emoción sentida durante el segundo semestre.

Aunque expresaron frustración y sentirse limitados, prevaleció lo positivo: Cecrea como una oportunidad, una apuesta que hay que cuidar, un modelo nuevo que se va sembrando poco a poco, un aprendizaje permanente.

Hemos tenido que luchar con el sistema. Nos reímos, un poco de eso, han sido barreras que hemos tenido que superar.

Para donde vamos- dirección- sentidos- enriquecedor

Los laboratorios han sido bastante enriquecedores para mí (..) Veo que el Cecrea se esta preocupando y ocupando de lo que pasa en cada sede.
Nosotros estamos en el barco, remando, estamos recién sembrando, la cosecha va a venir después.
Acá se abrió una ventana para que los niños tengan conciencia de su entorno. Es super bueno lo que hace Cecrea.

Frustración

Porque las últimas sesiones han resultado frustrantes. Queremos hacer mas cosas pero no se puede. Hemos tenido que ir bajando los brazos.

Protección

Me ha gustado el modelo, la apuesta. Creo que hay que blindar al Cecrea. Tenemos que tener una instancia estatal que permita que la creatividad y ciudadanía se pueda ejercitar desde edad temprana. Todos los detalles y problemas se van a solucionar. Pero el modelo, la apuesta hay que protegerla y mejorarla.

Asombro

Más que nada porque es tan nuevo, es tan diferente al sistema escolar. Para mí es como una aprendizaje, como una capacitación. Con los niños no hemos tenido problemas, de hecho están super motivados.
En esta última etapa definitivamente nos hemos cohesionado caleta con los niños.

¿Cómo puede mejorar Cecrea? ¿Qué necesidad de formación necesitamos?

Luego, se conversó en torno a las proyecciones de Cecrea en La Ligua para el 2017, qué aspectos se requieren mejorar y qué necesidades de formación tienen los facilitadores.

El principal aspecto que surgió fue la necesidad de rescatar la propia historia para ser más empáticos con los niños, niñas y jóvenes, conocerlos, y llegar a ellos.

Ámbito de los derechos

Yo podría fomentar los derechos de los jóvenes, pero no sé qué grado de consciencia tienen de sus mismos derechos.
Necesidad de flexibilidad, de acuerdo a las necesidades emergentes: tener la capacidad de cambiar la dirección de la actividad, no quedarse pegado en la organización original.

Les gustaría formación en metodologías participativas.

Ámbito de la creatividad

Lo que para mí puede ser creativo, para el niño puede ser aburrido. Necesitamos mejorar los sensores que nosotros tenemos para esta generación.
Tenemos que recuperar lo mejor de nuestra biografía para convertirlo en la mejor pedagogía.

Entonces, se identifican las siguientes necesidades de formación: interiorizarse sobre los niñ@s y jóvenes (su cultura, prácticas), sus etapas de desarrollo, el uso de las tecnologías, por ejemplo.

Proponen rescatar la propia historia de niñez, conectarse con ella, para reconocer a los niños, niñas y jóvenes que participan de Cecrea.

Les gustaría conocer otras experiencias, pasantías, para aprender de otr@s.

Además, aprender herramientas pedagógicas que faciliten la llegada a NNJ (tips). Conectarse con las emociones e intereses de los participantes, promover la empatía.

Ámbitos operativos

Les gustaría más difusión de Cecrea; mejorar los baños; y mejor conexión a Internet.

Conclusiones de lo escuchado

1.- Niños, niñas y jóvenes

  • Coinciden en que Cecrea es un espacio donde se sienten más libres; son ellos mismos, a diferencia de sus colegios. Esto plantea el desafío de ir irradiando el modelo para, poco a poco, fomentar el ejercicio de derechos y la autonomía de niñ@s y jóvenes en sus espacios de desarrollo. Los participantes -tanto NNJ, como adultos-, plantearon la posibilidad de generar experiencias en otros espacios comunales, lo que contribuiría a multiplicar el "modo Cecrea".
  • Cecrea es un lugar donde lo pasan bien, se divierten, es un espacio inspirador. Estar ahí es una elección, no una obligación. En este sentido, el programa está promoviendo el derecho al juego y al aprender haciendo. Está fomentando que las experiencias vividas sean significativas para sus participantes, las valoren y disfruten.
  • Reconocen una buena relación con los facilitadores. Se sienten acogidos con ellos y ellas, que los escuchan y respetan. Los adolescentes, especialmente, valoran el respeto de los adultos a sus diversidades.
  • Se releva especialmente el ámbito de las emociones, y las relaciones humanas, más que los conocimientos obtenidos o las técnicas aprendidas. Los niños, niñas y jóvenes, se sienten escuchados, pueden expresarse, dicen que reciben un buen trato, que han hecho amigos. Cecrea es un espacio donde se sienten únicos, se sienten importantes.
  • Aunque el programa no considera explícitamente entre sus disciplinas el deporte, es importante incorporarlo en los laboratorios u otras experiencias Cecrea, tal como señalan los NNJ.
  • Un desafío es generar instancias intergeneracionales para fomentar y mejorar las relaciones de convivencia, y la convergencia social.
  • Entre los intereses de los jóvenes para la programación 2017 se destacan las experiencias artísticas. Esto implica dos desafíos para Cecrea La Ligua: por una parte, incorporar aún más el arte en sus distintas dimensiones; y por otra, fomentar la convergencia de modo creativo con otras disciplinas, para promover el interés y el disfrute por la ciencia, la tecnología y la sustentabilidad.
  • Los participantes se están apropiando del modelo paulatinamente. Es un desafío para los adultos comprender que la participación, la toma de decisiones, y en definitiva, la construcción de "ciudadanía creativa" es un proceso. Consolidar el modelo, y de ese modo la autonomía y protagonismo de niños, niñas y jóvenes no es inmediato.
  • Emerge entre las ideas para el espacio, la habilitación de zonas de descanso, juegos, más flores y verde. Esto responde tanto a la necesidad de ocio, como a una estrategia de apropiación del espacio que contribuye a difundirlo e invitar a más NNJ a participar.

2.- Facilitadores

  • Se advierte la necesidad por más instancias de formación que contribuyan a comprender aún más el modelo Cecrea, para ponerlo en práctica, con visita de expertos, o tips metodológicos, por ejemplo.
  • Hay inquietud por conocer más la cultura de los NNJ, a partir del reconocimiento de su propia memoria. Su objetivo es fortalecer la empatía y generar experiencias que estén en mayor sintonía con los participantes.
  • Además, requieren más herramientas de diagnóstico psicosocial, para abordar las distintas problemáticas de los participantes. La Política de Convivencia con enfoque de derechos de Cecrea, ayudará en esta línea.
  • Coinciden en que Cecrea es una semilla que se está sembrando y que poco a poco verá sus frutos.
  • La flexibilidad es clave para los procesos.
  • Se deja entrever que los facilitadores no están dimensionando la relevancia que la experiencia Cecrea significa para los NNJ. Es un desafío poner en valor y visibilizar estas fortalezas para ir superando las debilidades.
  • El marco institucional -estatal-, y sus dinámicas, desde la perspectiva de los facilitadores, les ha restado autonomía. Resulta un desafío, en este contexto, buscar las estrategias para consolidarse como comunidad de aprendizaje e incidir más directamente -junto a los NNJ- en las decisiones del Cecrea.
  • Otro desafío permanente es la difusión de Cecrea. Desarrollar una estrategia, donde los NNJ sean los protagonistas, a través de los laboratorios de comunicaciones, es la clave.
  • La familia es un actor fundamental. Es necesario generar una estrategia para incorporarla.

¿A qué nos comprometemos luego de escuchar las opiniones de niños, niñas, jóvenes y adultos?

Made with Adobe Slate

Make your words and images move.

Get Slate

Report Abuse

If you feel that this video content violates the Adobe Terms of Use, you may report this content by filling out this quick form.

To report a Copyright Violation, please follow Section 17 in the Terms of Use.