Loading

El genio fue mujer El cuarteto eudora interpreta repertorio escrito por mujeres compositoras

Durante la Historia de la Música, las mujeres compositoras han sido relegadas a una posición secundaria dentro de la sociedad. Incluso teniendo en cuenta su alta formación musical, la mayoría de las veces su actividad estuvo ligada a otro artista masculino. Muy a menudo han trabajado específicamente para los grandes nombres, realizando tareas importantes dentro de la carrera de un padre, un hermano o un marido, mientras que esos artistas masculinos se llevaban todos los méritos públicos.

Estas mujeres quedaron en un segundo plano en el ámbito artístico y, en muchos casos, una vez casadas, sus fabulosas habilidades musicales eran aún más subestimadas o simplemente desaparecían de la vida pública.

El Cuarteto Eudora quiere llevar el trabajo de algunas de esas mujeres donde merece estar: en las salas de música. El público de nuestra generación necesita escuchar estas preciosas obras musicales, para no perpetuar el tratamiento desigual del género femenino dentro de las artes.

Nuestro viaje comienza en Alemania, a principios del siglo XIX. Fanny Mendelssohn (1805-1847) o Fanny Hendel, que era su nombre de casada, se crió en una familia de músicos. Fanny y su hermano Felix se educaron como pianistas y compositores en Berlín.

Su padre dijo en 1820: "La música quizás se convierta en su profesión [es decir, de Félix], mientras que para ti puede y debe ser sólo un adorno". Se mostró muy cauteloso con la idea de publicar sus obras con su nombre real, y pensaba que sería una distracción de sus principales deberes de ser una "buena mujer".

Este no fue el caso de Félix, quien se convirtió en uno de los compositores más importantes de la Historia de la Música. Siempre tuvo muy en cuenta los consejos de Fanny para sus piezas, pero ella nunca tuvo la oportunidad de brillar, básicamente por ser mujer.

Incluso en este escenario de clara discriminación, compuso más de 460 piezas, principalmente para piano o canciones. Su incursión en el cuarteto de cuerda fue en 1835, y aunque explicó en una carta a Félix que el lenguaje de los instrumentos de cuerda aún era desconocido para ella, el resultado es una obra de arte increíble, llena de humildes y ricos colores y armonías.

"Yo también estoy aquí". En un período controlado por hombres, una artista de Turquía quería hacer visible y reconocida su obra. Aunque hoy en día no tenemos mucha información sobre la vida de Kevser Hanim, algunas de sus piezas sobrevivieron. Uno de ellas, Nihaved Longa, se convirtió en una de las melodías más famosas del Imperio Otomano. Sin embargo, los editores de esta pieza nunca la nombraron como su compositora. No fue hasta finales de la primera mitad del siglo XX que su Nihaved Longa fue finalmente reconocida como suya.

Kevser Hanim nació en 1880 en Estambul, y dominó el piano y el violín, convirtiéndose en profesora de violín de música turca y occidental en el primer Conservatorio del Imperio Otomano, la Escuela de Música Dârülelhan, en Estambul.

Continuamos nuestro viaje por la música escrita por mujeres con la violista y compositora Rebecca Clarke (1886 - 1979). De nacionalidad británica y estadounidense, Clarke fue una de las representaciones más importantes de la música norteamericana del siglo XX, dominando estilos como el Impresionismo, el Neoclasicismo y el Post-romanticismo.

En 1919, su famosa Sonata para Viola y Piano ganó el primer premio en un concurso patrocinado por la pianista y mecenas de música de cámara Elizabeth Sprague Coolidge. Aún en ese momento, era inconcebible que una mujer pudiera escribir una pieza tan asombrosa, y se especuló que el nombre femenino "Rebecca Clarke" era tan solo un pseudónimo de Ernest Bloch, el famoso compositor. Pero a ésta le siguieron muchas más piezas de música de cámara sorprendentes, dejando bien claro que aquello era solo el comienzo de una brillante carrera como compositora.

Escribió alrededor de un centenar de piezas a lo largo de su carrera, pero solamente veinte de ellas fueron publicadas en vida. La Rebecca Clarke Society ha estado trabajando por el reconocimiento y descubrimiento de su trabajo desde el año 2000.

Nuestra próxima parada en este viaje es en los Países Bajos. Henriëtte Bosmans (1895-1952) fue una compositora y pianista neerlandesa. Nacida en una familia de músicos (sus padres eran pianista y violonchelista respectivamente), se convirtió en una pianista muy célebre en la década de 1920, actuando por toda Europa y muy especialmente junta a la Orquesta del Concertgebouw de Amsterdam.

Su carrera como compositora estuvo ligada a sus profesores Cornelis Dopper, Willem Pijper o su buen amigo Benjamin Britten. Su estilo de composición moderno, de alguna manera cercano a Debussy al principio, da un paso adelante en el uso de la politonalidad y los continuos cambios de compases.

Gracias al Premio Henriette Bosmans, los jóvenes compositores holandeses tienen desde 1994 la oportunidad de ser galardonados por la Sociedad de Compositores Holandeses, convirtiéndose este concurso en un reconocimiento muy importante para las jóvenes generaciones de músicos de los Países Bajos.

Afortunadamente, hoy en día contamos con ejemplos destacados de compositoras cuyo trabajo está siendo justamente reconocido.

Aunque el número de mujeres y hombres en el mundo de los compositores está muy lejos de la igualdad, podemos hablar de figuras como Raquel García-Tomás (1984, Barcelona, ​​compositora y video-artista), cuya música ha sido premiada con galardones como el Premio Nacional de España de Música 2020, "por el carácter interdisciplinario e innovador de su personal lenguaje musical".

Además de sus composiciones orquestales y camerísticas, García-Tomás se encuentra actualmente muy activa en la creación operística, habiendo sido recientemente nominada por The International Opera Awards por su ópera Je Suis Narcissiste a Mejor Estreno Mundial.

García-Tomás es Doctora en Música por el Royal College of Music, y sus piezas se han representado en los más importantes teatros y salas de conciertos de Madrid, Barcelona, ​​Zaragoza, Londres, Berlín, Dresde, Karlsruhe, Stuttgart, Amsterdam, Luxemburgo, Budapest, Viena, Orleans, Lyon, Basilea, Lausana, Oporto, Edimburgo, Nagoya, El Cairo, Buenos Aires o Rosario.

El conjunto de cuerdas Cuarteto Eudora, con sede en Holanda, está compuesto por cuatro jóvenes intérpretes procedentes de Turquía y España. El extraño año 2020 les unió para luchar a través de la música por la igualdad de género con su particular visión sobre el repertorio para cuarteto de cuerda.

ÇISEM ÖZKURT - VIOLÍN (Turquía)

Çisem Özkurt comenzó a tocar el violín a la edad de 12 años en el Conservatorio Estatal de Ankara de la Universidad Hacettepe. Se graduó de la escuela secundaria y la licenciatura con altos honores. Completó su maestría con Gordan Nikolic y Goran Gribajcevic en la Universidad de las Artes Codarts en Rotterdam, Países Bajos.

Çisem Özkurt tocó como solista en países como Francia, Suiza, Holanda o Italia. Estrenó la obra para violín y orquesta "Vibes" en febrero de 2017 como solista, escrita por Jannum Kruidhof, en el teatro De Doelen en Rotterdam. Produjo la banda sonora del cortometraje “Atilla” de Alkan Çöklü, que fue seleccionada para la NFF Debut Competition 2020.

Dio innumerables conciertos como solista, músico de cámara y orquesta en diferentes continentes y tuvo la oportunidad de tocar en escenarios y festivales tan importantes como Het Concertgebouw, North Sea Jazz Festival, Gergiev Festival, Tchaikovsky Concert Hall, Auditorium Santa Cecilia, Tivoli Vredenburg, De Kleine Komedie y muchos mas.

Çisem Özkurt ha sido concertino de UVA - Orkest J. Pzn Sweelinck, Nescio Ensemble y Codarts Symphony / String Orchestra y asistente de concertino de la KonCon Symphony Orchestra para el Festival Gergiev. Ha participado en importantes proyectos crossover en géneros como el jazz, pop, soul, hip-hop y músicas del mundo.

Çisem Özkurt trabaja actualmente como músico freelance, tanto de estudio como en vivo, con diferentes conjuntos en diversos géneros musicales.

ÁNGELA MOYA - VIOLÍN (España)

Ángela Moya empezó a tocar el violín a los 8 años en el Conservatorio Elemental "La Palmera" de Sevilla, su ciudad natal, con la profesora Miriam Piñero. Posteriormente continuó aprendiendo en la Academia de Estudios Orquestales “Barenboim-Said” de la mano de Axel Wilczok (Staatskapelle de Berlín).

Tras obtener el Diploma en el Conservatorio Superior de Sevilla con Lourdes Galache, se trasladó a Holanda para estudiar Bachelor of Music en Hogeschool voor de Kunsten Utrecht y Master en Fontys Hogeschool voor de Kunsten Tilburg bajo la tutela de Chris Duindam (violín moderno) y Antoinette Lohmann (violín barroco).

Ángela Moya tomó clases magistrales de violín moderno y barroco con profesores como Kevork Mardirossian, Michael Thomas, Karin-Regina Florey, Kristoff Barati, Anton Barachovsky, Andrei Baranov, Jordi Jiménez, Hiro Kurosaki o Enrico Onofri.

Ha actuado en numerosas orquestas jóvenes y profesionales de España y Holanda, entre otras la Orquesta Joven de Andalucía, Orquesta de Cámara Andaluza, Orquesta Ciudad de Almería, Orquesta Melkart, Archivo 415, Orquesta Almaclara, Concerto Barocco, Camerata Rotterdam, Nederlands Jeugd Orkest, Philharmonia Amsterdam, Het Promenade Orkest o Barokensemble Eik & Linde.

Dentro del campo de la Música de Cámara, podemos destacar su paso por Hombra String Quartet, con quienes ganó el Primer Premio de De Toonzaal Kamermuziekwedstrijd en 2014. A partir de 2019 toca en el proyecto de jazz Chamber9, quienes recientemente han publicado su primer trabajo discográfico.

Ángela Moya trabaja actualmente como profesora de violín en las escuelas de música Het Wilde Westen en Utrecht y De Kom Kunstencentrum en Nieuwegein, y como músico freelance en diversos ensembles. Toca un violín construido en 2017 por el luthier Daniël Royé de Ámsterdam.

KARDELEN BURUK - VIOLA (Turquía)

Kardelen Buruk comenzó a tocar el violín a los 8 años, pasando a la viola a los 12. Completó su Licenciatura en Música en el Real Conservatorio de La Haya en 2018 de la mano de Asdis Valdimorsdottir, con una especialización en Educación. En junio de 2020 completó su Máster con Mikhail Zemtsov y recibió 9,5 / 10 con una distinción "por su actitud profesional y perseverancia".

Trabajó con artistas ilustres como Valery Gergiev, Jac van Steen, Nobuko Imai, Gilles Apap, Gilad Karni, Mikhail Kugel, Garth Knox y muchos más.

En el International Viola Congress 2018, estrenó su producción original de teatro musical "Moonwalk" en el Teatro Hofplein, Rotterdam. Con su dúo de viola Black Büyü ganó el primer premio en De Grote Kamermuziek Prijs 2019.

Fue seleccionada por The Global Leaders Program como una de sus miembros Cohort en 2019. Gracias a dicho nombramiento viajó extensamente por Chile y Jamaica, trabajando para mejorar el acceso a la música y su impacto social en comunidades desfavorecidas. Kardelen Buruk fundó una iniciativa para presentar conciertos en comunidades necesitadas llamada "Music Bridge", y presenta conciertos en la Comunidad Turca de La Haya desde Mayo de 2019.

Kardelen Buruk trabaja actualmente como músico freelance con conjuntos y orquestas tanto en los Países Bajos como en el extranjero. Toca un instrumento moderno construido por Andrew Finnigan y Pia Klaembt, y un arco de Andreas Grütter, ambos prestados por la NMF (Fundación del Fondo Nacional de Instrumentos Musicales de los Países Bajos).

CÈLIA TORRES - CELLO (España)

Cèlia Torres comenzó a tocar el violonchelo a los 7 años en el Conservatorio Profesional de Badalona, con la profesora Ana Moreira. Posteriormente, estudió en Barcelona con Michel Poulet, Quartet Casals (Escuela Superior de Música de Cataluña - ESMUC) y con Amparo Lacruz (Conservatorio Superior del Liceu, Barcelona).

Obtuvo su diploma de Bachelor en el Real Conservatorio de La Haya (Países Bajos), donde estudió con Michel Strauss y Jan-Ype Nota. Posteriormente obtuvo una Maestría en Educación Musical según el concepto Kodály.

Cèlia Torres es una músico polivalente que ha actuado en numerosos conjuntos de música clásica y contemporánea, jazz, pop fusión e improvisación, teniendo la oportunidad de trabajar con maestros como Enrico Onofri (Orquestra de Cambra del Penedès) y grabando varios discos con músicos de renombre como Lee Konitz (Quadrant Records).

Ha tocado en salas de conciertos y festivales de todo el mundo, como Palau de la Música y Gran Teatre del Liceu en Barcelona, España; Het Concertgebouw y Muziekgebouw (Cello Biennale 2018) en Países Bajos; Neukoellner Oper (con la nueva creación “go, ÆNEAS, go!”, premiada con el Berliner Opernpreis 2014) en Alemania; Festival de Inverno de Campos do Jordão, en Brasil; Festival Internacional Jazz in Albania; Aspendos y Aya Irini en Turquía, entre muchos otros.

Si te interesa nuestro proyecto "El genio fue mujer", o si tienes alguna pregunta para nosotras, no dudes en contactarnos a través de eudora.quartet@gmail.com.

Visita nuestras websites personales: www.cisemozkurt.com https://angelamoya.nl www.kardelenburuk.com https://celiatorresruiz.com

Síguenos en Social Media: