Loading

Instagram y yo Primera parte 2010 al 2012

Voy a borrar fotos de mi Instagram, pero antes quisiera compartir algunas anécdotas e ideas respecto a los últimos 6 años de publicaciones en esta red social. Pienso que lo haré en dos o tres entregas. Son 2300 imágenes publicadas y hay varias ideas y anécdotas que quisiera compartir.

Primera parte.

En ese entonces, yo no sabía cómo y para qué usar Instagram. Entendía -más o menos- lo que es una red social, entendía que Instagram era más parecida a Twitter que a Facebook, si no sigues a alguien, no te siguen. No recuerdo a quién empecé a seguir. Lo cierto es que nadie vio mis primeras fotos. Supongo que todos pasamos por lo mismo, hay qué alimentar la red y publicar, echar likes y después a ver qué.

Compré mi primer iPhone en el 2009. Y un año después abrí mi cuenta de Instagram.
Mi primera publicación en Instagram. Era sólo una prueba. ¡Gracias a @alondramax por su like!
Noviembre 2010. Mis primeras fotos en IG que nadie peló.

Y... ¿qué tal si..?

Ser fotógrafo no significa que uno cargue la cámara en todo momento, desde algún tiempo atrás, yo tomaba la cámara sólo para realizar proyectos específicos; y... ¿Qué tal si uno trajera con uno mismo una cámara todo el día? Y tomar fotos de lo que sea... ¿a alguien le importaría? Hoy entiendo perfecto el valor de tener una cámara a lo largo del día. Y esto tiene mucho qué ver con el grueso de mi obra para los años siguientes en Ig*. En su momento me explicaré más ampliamente.

Recuerdo muy bien ese viaje en noviembre del 2010 a Guadalajara, que hice con Sandra Muñoz y su grupo teatral ATAR. Fuimos a la Muestra Nacional de Teatro, llevé el iPhone y en la maleta la DSLR. Desde que bajé del camión, todo aquello que veía era motivo de un disparo, tomaba fotos con la app de Instagram (después me di cuenta que es malísima para ello), parecían fotos tomadas en los 60, por los filtros... -qué interesante- pensaba yo, fotos recién capturadas que parecían de hace más de 40 años, realmente me encantaban. Fotos del presente que se veían de un pasado que no existió. Poco a poco dejé de usar los filtros de Ig, los cambié por otras apps con otros filtros. En todo el viaje a Guadalajara nunca saqué mi DSLR.

*Ig en el argot de la comunidad: Instagram.

El teatro en muy temprano momento, se convirtió en tema fotográfico recurrente. Una disciplina escénica de ficción para elaborar ficciones fotográficas. De esto hablaré más tarde.

Partner in iPhonegraphy

Antes de continuar debo presentar a Aniexe. En el 2011 llegó a estudiar a Concéntrica Anie Castillo, talentosa alumna, colaboradora, maestra, compañera, socia en esto que en otras partes del mundo le llaman iPhonegraphy; y la menciono porque juntos fuimos aprendiendo, editando, intercambiando info y apps, publicando imágenes a partir del teléfono inteligente. Siempre hemos tenido una línea de comunicación constante.

Ig ID: @aniexe

En la historia de la foto, los avances tecnológicos hacen posible diversas estéticas. En iPhonegrafía, son las apps las que ofrecen diversos efectos y estéticas, incluso algunas evocan estéticas de otras épocas, por ejemplo: cianotipias, ferrotipos y daguerrotipos del siglo XIX, polaroids de los 50, imágenes lomográficas de los 60 etc. Aniexe y yo empezamos el App searching en blogs o preguntando a otros Instagramers. Para ese momento, en Tampico, la única manera de aprender iPhonegrafía era por Instagram.

En México, el maestro Francisco Mata, también usando el dispositivo móvil para su quehacer fotográfico.

2011, Paco Mata tallereando en Tampico.

Armando la Expo ambulante del taller de foto "Retrato intervenido". En la Casa Fernández y después expuesta por las calles del centro de Tampico.

En esta historia es importante el maestro Mata porque no sólo es uno de los mejores fotógrafos del país sino que además su entusiasmo en utilizar nuevas tecnologías en su trabajo profesional, particularmente el iPhone y ahora el drone, hace eco en nuestro interés por la iPhonegrafía. En el 2011 otro querido amigo -y maestro mío también- el Dr. Jacob Bañuelos junto con Mata, iniciaron la edición de un libro dedicado a la fotografía con teléfono inteligente. En ese entonces nos pidieron fotos -a Aniexe y a un servidor- y un texto acerca del tema. En lo privado, le comenté al maestro Mata que yo estaba en crisis, el nuevo medio me estaba cuestionando en mucho, mi manera de hacer fotos, mis intereses fotográficos, sobretodo, cómo veía el quehacer de la disciplina, el proceso y la gestión.

Portada y contraportada del libro. Se puede conseguir impreso o digital en Amazon.com

Entregamos nuestras fotos, tiempo después se editó el libro. Yo las entregué sin el texto. Pienso que el presente trabajo es lo que debí haber entregado cinco años atrás. Al final la pérdida es mía.

La estética del 'render'*

En el 2011, Aniexe me hizo un retrato y lo editó con unas apps que estaba explorando. Estas nuevas apps nos permitían hacer renders aleatorios, es decir, que uno no podía decidir los valores para la transformación de la imagen, no por el momento.

*Render: es un término usado en jerga informática para referirse al proceso de generar una imagen digital.

Colaboración: foto @aniexe, edición @maicamero
Imágenes inesperadas, transformaciones, distanciamiento de lo que se cree que es la realidad.
De la exposición Ambamente 1998. Fotomontajes realizados con Photoshop en computadora de escritorio.

Desde 1997 realizaba fotomontajes digitales con Photoshop, entendía perfecto el método para hacerlos, pero estas nuevas apps, lo permitían de manera sencilla e inmediata. Así, empecé haciendo renders de varias imágenes que por sí solas no tenían mérito alguno, pensaba yo. El resultado me parecía sorprendente. Los renders, en su mayoría, eran aleatorios, no se podía prever el resultado. Hasta me recordó cuando revelaba en el cuarto oscuro, los experimentos con el push-process* y procesos cruzados**

Una puerta se había abierto.

*Push-process, se le llama al proceso de revelado a películas que han sido fotografiadas con un ISO más alto.

**Procesos cruzados, como su nombre lo indica, es cuando se mezclan procesos de revelado, es decir, revelar película negativa como si fuera diapositiva y viceversa.

Editar en iOS aprendimos un nuevo concepto: Appstacking, que es procesar escalando aplicaciones, combinando diversas apps hasta llegar al objetivo.
Cambio de interface.

Photoshop en cachitos.

Pienso que en el 2007 que se lanzó por primera vez el iPhone, era difícil que el procesador pudiera soportar un software tan complejo como el Adobe Photoshop. Si esto fuera posible, Adobe tendría que cambiar la interfase del mismo para un dispositivo que no tiene teclados y mouse. Por supuesto que para el 2010 no lo hizo.

Después de 8 años Adobe hace el gran anuncio. Octubre 2018.

Lo que sí sucedió fue que varios desarrolladores, partieron en pequeñas apps muchas de las funciones de Photoshop.

Grandes ventajas para los usuarios se obtuvieron de esta iniciativa, y aquí viene un tema interesante: la accesibilidad. Toda app debe estar adaptada a los periféricos que comunican el dispositivo con el usuario, en de los dispositivos Touch screen en lugar de usar teclado y mouse, ahora usan nuestros dedos para utilizar la app. Por lo tanto tuvieron que cambiar también la interfaz. Haciéndola más eficiente y de fácil acceso para el usuario común.

Cuando uno observa de cerca el modo en que están distribuidas las herramientas y funciones de una aplicación, por ej. Photoshop, el diseño de la interfaz es práctico pero no muy accesible, con ello me refiero a la dificultad a la que un usuario común pudiera tener al usar la aplicación. Veo una semejanza a las interfases de muchísimas aplicaciones para desktop: parte superior, administración de archivos, Edición, selección, filtros etc. Columna extrema izquierda, herramientas. Columna extrema derecha, funciones adicionales a las herramientas. En el caso de una app para dispositivos móviles hay un proceso de disentimiento en el diseño para el uso de la app tal vez porque que el mercado meta es distinto. Se restablecen prioridades, tiene que ser sencillo, lógico y accesible. Los desarrolladores diseñan no para especialistas, sino para gente común. Esta es una característica natural de las apps para dispositivos móviles. Sin embargo, conforme la tecnología avanza, los dispositivos incluyen chips de proceso más robustos y rápidos, los desarrolladores proponen apps que podrían igualar las funciones de una app para desktop, por ejemplo: Affinity Photo, Affinity Designer y la aplicación para ilustración Procreate.

Versione exclusiva para iPad. Lanzada al mercado en 2017
Affinity Designer para iPad, lanzada al mercado en el 2018.
Procreate, para ilustración. Optimizada para iPad Pro y Apple Pencil. Lanzada 2018.

Cementerio de apps.

Es una verdadera pena. Como en toda época, hay tecnología que viene en desuso por consecuencia de factores de mercado o de administración, etc., y desaparece. En la era de la informática no tendría por qué ser diferente. Desconozco los motivos por los cuales algunos desarrolladores no pudieron actualizar sus apps para los nuevos iOS. Al final, supongo que es una cuestión de dinero o tal vez algo que ver con guerras comerciales o similar. Lo cierto es que no he encontrado apps que suplan las antiguas en la AppStore.

Cuando platico acerca de este fenómeno con algunos amigos iPhonegrafistas, coincidimos en que extrañamos a: Cameramatic, Lo-Mob, Awesome Camera, Alt Photo, 1000 cameras, Picture Show, Phoster, Storehouse y muchas más.

Hasta donde yo se, pocas son las apps que resucitean de entre los muertos. Y cuando lo hacen, tienes que volver a pagarlas... en mi experiencia.
Storehouse lanzada a la AppStore en 2013, ganó el premio Apple Design Award en 2014. Y cierra operaciones el 15 de julio del 2016.

Comenta Selene CEO de Storehouse Mark Kawano:

“No pudimos lograr el tipo de crecimiento necesario para justificar el funcionamiento continuo del servicio.”

Hardware+software, la característica de Apple.

La cámara nativa del iPhone es muy limitada si la comparamos con la óptica de una DSLR. Algunos fotógrafos profesionales subestiman fotografiar con un smartphone porque no tiene diafragmas, no hay control de obturación, el tamaño de los archivos no es lo suficientemente grandes, etc. En estas limitantes, los diseñadores de apps vieron grandes oportunidades. El iPhone no es perfecto, pero en combinación con el software (apps), es inigualable. El iPhone no es la mejor cámara, pero sí la mejor multi-herramienta gracias a los desarrolladores de aplicaciones.

Slow Shutter app para largos tiempos de exposición.

Hay otras apps que ofrecen efectos y estilos evocando antigüedad y desgaste. Esto siempre me llamó la atención, una gran oferta de apps para crear texturas y raspaduras. Yo lo asumí como un esfuerzo por referenciar, o tal vez conectar a los nuevos "iPhonegrafistas" con la fotografía química del siglo XIX y XX, o tal vez satisfacer el gusto de la creciente generación de hipsters que gustan de la fotografía lomográfica.

A la fecha, debo confesar que no uso más de 3 apps en mi appstacking, por varios factores: modas que van cambiando, saturación de efectos o porque las apps más importantes han integrado características de otras que han desaparecido o las han hecho desaparecer.

¿iPhone o Android?

Es cierto qué hay mejoras en hardware en otros teléfonos, mejores lentes, tal vez mejores sensores y adecuaciones a diferentes modos del uso de la cámara nativa en algunos teléfonos que usan Android. Pero de nueva cuenta, el gran plus valor que tiene el iPhone es que detrás tiene a un ejército de desarrolladores independientes que alimentan día a día la AppStore.

Aun así, la Google Play, supera casi al doble en la cantidad de apps que ofertan comparando con la AppStore de Apple. Yo doy talleres de fotografía y video con smartphone, sería a mi conveniencia que las apps que usamos en esos talleres, las hubiera por igual en ambas tiendas, cosa que no es así. La AppStore aún cuando tiene la mitad de apps que su competencia, no tiene las que uno necesita para foto y video.

Superar en cantidad la oferta de apps no es gran logro. Se comenta en varios blogs que Apple es muy rigurosa acerca de las apps que se aceptan en la AppStore, mientras que Google Play lo es menos.
Se supo de un caso donde se descargaron más de un millón de “WhatsApp” falso, antes de que la sacaran de la Google Play.

Unos 'likes' desconocidos.

No recuerdo cómo fue, pero un día obtuve ¡25 likes!

Julio del 2011 el mes que me hice popular con 25 likes.

Lo más seguro es que hayan sido por los hashtags, sin embargo, no lo sé. Lo que intuyo es que el tema agradó, juzgue por usted mismo. En ese sentido hay varias cosas interesantes qué decir. Esos likes los dieron iPhonegrafistas de Europa principalmente, y la mayoría (que ahora los conozco) son amateurs. Muchos de mis seguidores son gente común, la mayoría con ninguna experiencia acerca de fotografía, gente con profesiones distintas a la foto o al arte, pero muy entusiastas por la facilidad que ofrece el teléfono para hacer imágenes y compartirlas. Todos vemos fotos en Instagram, blogs, revistas, cine, YouTube, televisión por internet, pienso que eso homologa nuestra educación visual.

Me resultaba asombroso que mis likes fueran de gente de otros países. Debo de confesar que soy susceptible a los halagos y empecé a valorar los likes. Y me di cuenta que los fotomontajes, eran las que más gustaban. Así transcurrió el verano del 2011.

Nunca me interesó crear un estilo, pero a la fecha algunos de mis seguidores saben que mi especialidad es el fotomontaje.

Empecé a contestar mis mensajes, en inglés, el idioma en común en Ig. Y comenzamos a intercambiar apps.

Para ese tiempo descubrí las apps que hasta el momento continuo usando.

Which app did you use on this image?

Es muy incómodo que en una exposición, alguien del público pregunte al expositor ¿con qué técnica, cámara, etc, se hizo alguna foto de la expo? Uno esperaría que pregunten el precio de la pieza o acerca del significado, punto de vista y demás. En Ig se es menos escrupuloso en ese aspecto. Aún cuando muchos usuarios son muy celosos de sus apps incluyéndome. Pero yo tengo un buen pretexto: doy clases de foto con esas apps. Así que prefiero compartirlas en clase. Sin embargo con los “cuates de Ig” uno es amable y compartimos entre nosotros. Como mencioné antes, varios usuarios no son fotógrafos, algunos tienen otra ocupación y no tienen ningún problema en compartir sus procesos y apps. Poco a poco hemos hecho una pequeña comunidad de Ig, un poco informal diría yo, pero al fin comunidad donde nos "likeamos" y si es necesario, preguntamos. Sólo en un par de casos, he llevado mi amistad en Ig a pláticas más personales.

@Koci es el maestro, los demás aprendemos entre nosotros.
Screenshot de algunos comentarios

Recuerdo a muy pocos de mis amigos de Ig que alguna vez me haya preguntado acerca del contenido de mi foto. Lo común es que pregunten which app did you use on this image?

Muchos de mis amigos son españoles. Resulta que particularmente en España, la fotografía con smartphone ha creado numerosos movimientos alrededor de este fenómeno.

EEUU, Francia, U.K. Israel, Japón, Tailandia, Irán, Holanda, Italia, Brasil, Argentina, y unos poquitos de México.

2011 y 2012, los años donde hice comunidad, donde me dí a conocer en otras partes del mundo, hice amigos de varios continentes y encontré un modo de fabricar imágenes, que determinarían en mucho mis imágenes para Ig.

No soy un Influencer*, mis estadísticas no aplican para tal categoría. Para finales del 2012 tenía en promedio un tope máximo de 90 likes por cada publicación en Ig. Pero esos 90, más los comentarios de todas esas personas que conocí por motivo de la fotografía en Instagram me llenan de gran satisfacción hasta el momento.

En 2016 conocí a Handra Rocha @fotolucida, una Influencer de mi ciudad natal. En alguna ocasión me comentó que por una recomendación de un amigo de ella que también es Influencer, Instagram le regaló de un día a otro 50,000 seguidores o similar. Es decir, Instagram recomienda autores que para ellos tienen un propuesta fresca y juvenil, autores que a futuro tendrán oportunidad de ser vinculados con grandes marcas con el fin de promover sus productos o servicios. Este es un tema que tocaré de nuevo posteriormente.

En el siguiente Spark Page, hablaré de las repercusiones de esta pequeña comunidad global de Ig.

* Influencer: persona con influencia y repercusión en las comunidades de los medios en los que se expresa, que moviliza a muchos seguidores.

El fotomontaje fotográfico, es una alternativa de expresión que se viene realizando por diversos autores desde el siglo XIX. Y ha repuntado mucho más con los medios digitales.

Fin de la primera parte.

Created By
Miguel Ángel Camero
Appreciate

Credits:

#iphoneonly #maicamero #teamconcentrica

Report Abuse

If you feel that this video content violates the Adobe Terms of Use, you may report this content by filling out this quick form.

To report a Copyright Violation, please follow Section 17 in the Terms of Use.