Loading

FUNDAMENTACIÓN

El teatro es una de las principales herramientas para la expresión del ser humano y abarca la voz, el cuerpo, las emociones y una parte espiritual.

La cocina es una de las actividades diarias que más tiempo ocupa en nuestro día a día y tiene una dimensión creativa inimaginable.

En inglés o en francés actuar se traduce por to play o jouer, en ambos casos la acepción en castellano es jugar (de ahí el título del taller).

¿Y si jugáramos a cocinar y a servir? ¿Y si jugáramos a re-crear un restaurante donde los camareros y cocineros también son actores, artistas de la creación?

¿Se puede hacer teatro mientras uno cocina o sirve a los demás? ¿Podemos acercarnos a una realidad más creativa donde cualquier profesión puede ser ̈ jugada ̈ ? Desde estas preguntas se plantea Entre fogones anda el juego.

SESIÓN 1

En la primera toma de contacto hacemos juegos de presentación y confianza para ir conociendo al grupo. Todo ello se hace con dinámicas de teatro: jugamos a soltar el cuerpo y la voz; conocernos en definitiva para crear el ambiente necesario que nos permita ser nosotr@s mism@s. Una vez hecho esto pasamos a la cocina para crear una masa básica: Agua y harina: ¿cuál es su relación y cómo se vinculan?. No me gusta aprender recetas repitiendo cantidades, me gusta entender el por qué de las cosas y así lo transmito. No somos máquinas que repiten, somos seres creativos que aprenden a desarrollar capacidades.

SESIÓN 2

El grupo empieza a unirse y descubrimos a través de las improvisaciones el potencial de cada un@. Entre tod@s elegimos la temática del restaurante: ¿será clásico, mejicano, de terror, futurista, una mezcla de todos...? Una vez de acuerdo nos ponemos a investigar los platos más apropiados y decidimos cuáles serán. Recoger y dejarlo todo limpio es igual de importante que crear, pero a veces, es una tarea tediosa a no ser que la hagamos desde el juego, la música o el teatro.

SESIÓN 3

Es hora de poner en común esas recetas, de dividirnos en partidas y de ponernos manos a la obra... ¿quién hará qué y cómo? Siempre nos movemos con las limitaciones que nos presente el lugar y ahí entra la creatividad del grupo. ¿Quién es bueno en los postres, quién le apetece hacer una entrada, quién tiene una gran habilidad para relacionarse con los demás...?

Esta sesión es muy importante ya que nos meteremos de lleno en faena. Tendremos que ser cautos y saber mezclar juego con responsabilidad (agua y harina en sus proporciones exactas).

Un maestro siempre decía: El grupo sabe más, que el más listo del grupo.

Es hora de generar compañerismo. De dejar a quien se sienta líder que capitaneé y que lo haga precisamente ayudado por la fuerza de sus compañer@s y así explorar un poco más profundo el potencial de cada uno y que todos sepan que son necesari@s.

COSAS QUE OCURREN. ABIERTOS AL PRESENTE

Pediremos colaboración a la organización para "decorar" nuestro hogar culinario. Si existe la opción saldremos a ver productos de mercado y de temporada. Es hora de afianzar el menú.

Nos adentramos de igual a igual: cocina y teatro, empieza la fusión: ¿Qué personajes, qué situación, qué músicas nos gustan, cómo recibiremos a los comensales, quién sirve, quién cantará una canción entre plato y plato...?

Para finalizar esta sesión nos uniremos con una canción grupal ¿quizás sea el número final?

LAS SESIONES PASAN VOLANDO

SESIÓN 4

Traemos de casa complementos, pelucas, maquillaje... todo lo que nos ayude a transformarnos. Es un día de muchos juegos y de cocinar desde nuestro personaje. Últimos retoques del menú y afianzamiento de nuestro personaje ensayando la presentación de un plato. Terminamos con la coreografía o canción grupal y jugamos a hacerla de infinidad de formas.

SESIÓN 5

"Le mise en place o Puesta a punto". Todo listo. Damos los últimos retoques y simulamos la apertura del restaurante. Los tiempos, donde podemos improvisar y cuáles serán los puntos de unión que nos den paso a las acciones. La estructura ya está creada y ahora nos movemos libremente por ella. Ensayamos el servicio como si fuera verdad jugando con lo que puede ocurrir justo al día siguiente cuando nuestros invitados estén esperando detrás de la puerta de entrada. Finalizamos la sesión decorando y dejando todo listo para la gran apertura.

SESIÓN 6

Llegamos 1 hora antes para maquillarnos, vestirnos y emplatar. Abrimos y ¡a juuuuuuuugaaaaaar! Somos libres de poner en práctica lo aprendido. La merienda está servida. Presentamos platos, improvisamos, cantamos y reímos junto a familiares y amigos por haber creado un restaurante con personalidad propia en todos los planos: Cocina, servicio y teatro.

NECESIDADES

Edad: de 7 a 11 años. Número de participantes por grupo: 13 máximo (si hay que hacer selección se requerirá una pequeña carta de motivación).

Lugar: Aula con espacio diáfano para juegos y mesas para poder cocinar. Se requiere un bol, paño y delantal.

La organización proveerá el primer día de harina, agua, sal y aceite. Basura, bolsas, escoba, recogedor, bayetas, acceso a agua, fregona y cubo.

VALORES

Compañerismo, refuerzo positivo de habilidades, organización, compromiso, ayuda y comunicación en casa con los padres, generando vínculos emocionales y afectivos fructíferos.