¿Me tatuo?

“En 1991 se descubrió una momia de más de 5000 años congelada y los científicos encontraron un total de 57 diferentes tatuajes en su cuerpo bien conservado” el arte antiguo y la cruda actualidad.

Y tú, ¿cómo ves los tatuajes?

Fernando Mercado, diputado del PRI, tiene como objetivo nombrar delito a cualquier discriminación por modificaciones corporales. Actualmente el 36% de las personas entre 18 y 29 años tienen al menos un tatuaje, éste es un dato fundamental ya que en promedio las personas se gradúan entre los 22 y 24 años de edad y lo que se hace saliendo de estudiar es buscar empleo, el cual suele ser negado en su mayoría por un tatuaje.

Hoy en día es considerado una discriminación no contratarte por portar un tatuaje o algún tipo de modificación corporal, pero es evidente que las empresas o cualquier sitio donde sea que recluten gente no te dirán que no eres apto al puesto por portar un tatuaje, como lo que le pasó a Omar Quezada Bañales cuando intentó pedir empelo; “fui a una farmacia y me llamaron a todas las entrevistas pero ya en la última como vieron que tenía tatuajes me dijeron que no, que no era capaz, que no tenía el perfil” un claro ejemplo de lo que pasa cuando te ven con un tatuaje y esto es algo que no sólo pasa al momento de pedir un trabajo ya que Omar nos cuenta que como tal no ha sufrido una discriminación directa pero que al salir la gente ya no lo ve igual al momento de ver sus tatuajes.

Ignorancia la fuente del rechazo.

Se piensa que un tatuaje es igual a rebeldía o maldad cuando la verdad es otra ya que muchas veces los verdaderos “malos” son aquellos que no portan ninguno de éstos pero al verlos sin modificaciones corporales nos dan un grado más de confianza, un pensamiento totalmente erróneo. Antes los tatuajes eran muy raros es por ello que las personas tatuadas se exhibían como “fenómenos de circo”, pero en los últimos años los tatuajes se han vuelto algo prácticamente viral donde la gran mayoría de los jóvenes egresados cuentan con tatuajes, por lo mismo es difícil negar el trabajo a alguien por portar alguno.

Las dos caras de la moneda.

Hablar sobre tatuajes y discriminación es un tema complicado ya que siempre escuchamos o esperamos que a las personas que portan algún tipo de tatuaje o modificación corporal se les discrimine o se les vea diferente por el hecho de “expresarse” sobre su propio cuerpo pero Axel García nos cuenta la cara que nunca o rara vez llegamos a ver donde él asegura que nunca ha sufrido discriminación por sus tatuajes y los lugares donde ha intentado laborar o entrar ha sido aceptado sin mayor problema, donde el único pequeño detalle o la pregunta más realizada es ¿por qué?,¿por qué te tatuaste?, ¿qué significa? Preguntas frecuentes que no sólo se le han hecho a Axel, preguntas que se escuchan cada que un amigo, familiar o persona cercana decide dar este paso.

¿Cómo perciben las preguntas más frecuentes aquellos que portan un tatuaje? Bien, sin dejar a un lado lo incomodo o monótono que suenan las palabras una y otra vez, pero ¿qué es lo que ellos piensas que genera la discriminación? la ignorancia.

La gente teme a lo nuevo.

La ignorancia, la falta de cultura y la mente cerrada son los factores básicos para señalar y criticar a aquellos que piensan y son distintos a nosotros. Un tatuaje es una manera de expresar, aunque si bien es cierto, en la actualidad es mucho más común encontrar a alguien que porte un tatuaje a alguien que no, pero sea por moda o por gusto es algo que no debería ser objeto de discriminación.

Sino todo lo contrario, debe ser aceptado e independientemente de que tan de acuerdo o no estemos de esto, es algo que todos deberíamos respetar, un tatuaje no es un delito.

¿Cumples los requisitos?

“No se debe discriminar a las personas por sus tatuajes o piercing, pero esto más bien va en caminado a la imagen que la empresa tenga” Leticia López, quien ha laborado en el área de recursos humanos por varios años y en diferentes empresas dice y asegura que actualmente no está bien visto negar algún puesto por tener un tatuaje pero eso sí, se le explicará y se le colocará en el puesto idóneo el cual podría ser desde un puesto administrativo hasta uno operativo.

Los tatuajes no son cuestión de vandalismo, rebeldía o delincuencia y para demostrarlo basta mencionar sólo a pocos de los muchos que han logrado ganarse no sólo el respeto sino también la admiración de muchas personas por todas sus aportaciones como lo son: George Orwell, Thomas Edison, Franklin D.Roosevelt, Winston Churchill, Alejandro I de Yugoslavia. Grandes personajes a los cuales actualmente se les conoce y recuerda sin importar sus tatuajes, es claro que no podemos comparar a cualquier adolescente o joven que cuente con algún tatuaje con uno de estos personajes, pero el punto y a lo que pretendo llegar es que no debemos guiarnos por un tatuaje para crear una opinión de una persona ya que puede que tras ese pequeño o gran tatuaje se encuentre la persona que va hacer una gran diferencia para una empresa, escuela o país.

No debemos dejar que un tatuaje se convierta en un impedimento, la tinta sobre tu piel no te hará más ni menos simplemente se seguirá siendo la misma persona. Actualmente un tatuaje es mal visto pero es más común de lo que se podría creer.

José Guadalupe Covarrubias, abogado, explica que un tatuaje no siempre es con el fin de “decorar” la piel, sino que en ocasiones éstos son estéticos y reconstructivos, “Nelly (su esposa) se hizo ése cuando se alivió y le quedo como un rasguñito”, él siendo abogado acepta y está consciente de las diferentes utilidades de un tatuaje pero aun estando consiente de esto sabe que actualmente e incluso él no contrata a alguien que porte un tatuaje por la “imagen” que éste dará.

Cambiemos nuestro pensar, no discriminemos para que no nos discriminen, un tatuaje es sólo una manera de expresar, de sentir y de ser el cual no debería ni debe convertirse en un impedimento laboral.

Created By
Rosa De Alba
Appreciate

Made with Adobe Slate

Make your words and images move.

Get Slate

Report Abuse

If you feel that this video content violates the Adobe Terms of Use, you may report this content by filling out this quick form.

To report a Copyright Violation, please follow Section 17 in the Terms of Use.