10 Pasos para mejorar tu autoestima. por iria f. Suárez/ febrero 2017

El nivel de autoestima puede ser toda la diferencia entre el éxito y el fracaso.

El rendimiento personal, la motivación, el bienestar psicológico, nuestra interacción con otras personas y el logro de nuestros objetivos son solo algunos aspectos que se ven impactados directamente por una buena autoestima.

¿Qué debes saber para mejorar tu autoestima?

Lo primero que debemos tener bien presente es que la autoestima es ante todo una interpretación. Son las evaluaciones, emociones y pensamientos que nos hemos ido formando a lo largo de nuestra vida respecto a nosotros mismos. Es una apreciación, por lo tanto, es susceptible de ser cambiada.

Si aprendemos a reconocer nuestra valía, lograremos un nivel de autoconfianza, seguridad y asertividad que nos permita lograr lo que nos propongamos.

Ser asertivos nos permite hacer valer nuestros derechos y comunicar nuestras necesidades de forma clara, abierta y congruente sin afectar a los demás. La forma de ser asertivos es teniendo una buena autoestima y empatía por los otros.

Si quieres mejorar tu autoestima debes incorporar nuevos hábitos a tu vida. Aquí te comparto algunos de ellos:

1. Convierte lo negativo en positivo: Cada vez que tengas un pensamiento que no sea constructivo súplelo de inmediato por uno positivo y repítelo algunas veces en tu mente. La idea es cambiar de: “No soy suficientemente buena!” a “Haré realidad mis sueños, soy buena en lo que hago”. Si un pensamiento no te aporta nada déjalo pasar.

Eres lo que piensas.

2. Céntrate en lo positivo: En la práctica de mindfulness puedes aprender a llevar tu atención a lo que tú quieras y dejar pasar los pensamientos y las evaluaciones que hacemos respecto a todo. Esta es una excelente manera para que logres desarrollar la habilidad de dejar pasar los pensamientos negativos y dejar estar solo aquellos que tienen algo positivo que aportarte, además serás menos juicioso contigo mismo y con los demás. Lee más acerca del mindfulness en este mismo blog.

3. No generalices: Es muy fácil caer en el pensamiento de “Nunca hago nada bien” o “Todas mis relaciones son un desastre”. Cuando pares y te observes, te darás cuenta de que estas generalizaciones no tienen ningún sentido. Rebate lo que hayas pensado preguntándote: En que ocasiones esto ha sido diferente. Siguiendo el ejemplo anterior: ¿en qué ocasiones mis relaciones no han sido un desastre?

4. Acepta que todos tenemos errores: Se nos olvida que no somos perfectos y por eso necesitamos recordárnoslo continuamente. En los templos budistas dejan una esquina sin terminar para recordarse que no somos perfectos. Deja tu propia esquina sin terminar, date espacio para equivocarte y aprender.

5. Deja de juzgarte: Teniendo presentes tus logros y las razones por las que te sientes agradecido en la vida te va a permitir mejorar tu autoestima. El primero que debe reconocer tus avances eres tú. Y cada vez que te sientas tentado a minimizar tus logros has exactamente lo contrario, maximízalos. Intenta esto: Crea un pizarrón de logros, cada vez que logres algo o que tengas un avance escríbelo en un Post-it y pégalo en tu pizarrón. Ponte el reto de llenarlo pronto y de ir anotando cada vez más cosas que en el pasado no hubieras considerado como un logro. Pronto mejorará la forma como te juzgas.

6. ¡Jamás te compares!: Siempre habrá alguien mejor que tú para algo, pero jamás habrá alguien que sea mejor que tú en todo.

Eres único, compararte no aporta nada a tu vida y es un juicio irreal.

7. Confía en tus instintos: Practica el formarte tus propias opiniones, trata de tomar decisiones sin pedirle opinión a nadie, darás más peso a tu sentir y empezarás a confiar más en tus capacidades.

8. Conoce, acepta y agradece tu sombra porque es parte de ti. Tu sombra son todos esos aspectos de ti mismo que reprimes y que niegas, lo que consideras que no es digno de ti. Trabajar tu sombra, integrar esas características a tu personalidad, te dará un mejor manejo de ellas y elevará tu autoestima y auto aceptación.

9. Esfuérzate por mejorar y plantéate metas realistas: Todos tenemos aspectos que mejorar, pero si te fijas lo he dejado para el final porque primero debes trabajar todo lo anterior para tener una estructura fuerte que sostenga e impulse tus metas.

10. Sueña: Imagina lo mejor para ti, la vida que quieres y dite mil veces que tu mereces esa vida, busca las razones por las que lo mereces. A partir de ese sueño define tus metas, divídelas en logros alcanzables, como si fuera una escalera. Cada uno de los logros que te plantees obtener debe ser alcanzable conforme a tu realidad actual, así cuando lo logres podrás hacer una pausa, reconocerte y tener los ánimos para ir por la siguiente.

Así que detente, aprende a hacer pausas en tu vida, observarte, agradecerte y amarte. Te comerás al mundo.

Iria R. Suárez es psicóloga y coach especialista en procesos de cambio en mujeres.
Created By
Iria F. Suárez
Appreciate

Made with Adobe Slate

Make your words and images move.

Get Slate

Report Abuse

If you feel that this video content violates the Adobe Terms of Use, you may report this content by filling out this quick form.

To report a Copyright Violation, please follow Section 17 in the Terms of Use.