Un día terrible, horrible, espantoso, y horroroso Por Julia Paskale

Normalmenre, me despierto a las cinco y media por la mañana. Me gusta la mañana un poco cuándo después me acuesto.

¡Sin embargo hoy mi desperté a las Díez y media porque mi despertador se rompío, ese dia fue terrible!

Generalmente, me lavo me cara en la mañana a las cinco y treinta tres.
Desafortunadamente, el agua de el fregardo no funcionaba ese dia. El agua no funcionaba por el todo de el día muy mal.
Usualmente me ducho a las cinco y treinta y cinco por la mañana, para la día muy molesto, no tuve tiempo para ducharme. ¿Qué perfecto no?
Rutinarmente, me cepillo y me seco mi pelo antes de me desayuno.

¡En ese día me no seco y cepillo mi pelo porque necesitaba ir a la escuela! Mi pelo estaba muy húmedo y desordenado.

Diariamente, me desayuno a las cinco y cuarenta.

Porque me tuvo ir a la escuela, no tenía mi desayuno, y yo estaba muy hambriento, y cansado.

Típicamente me cepillo mis dientes antes de me desayuno, pero de hoy no tuve mi pasta de dientes. Me comé unas pocas menta pero me dieron un dolor de cabeza. Mi cabeza no estuve, me tuve mucho dolor.

Generalmente, me ponerme mi ropa a las seis. Tengo muchas tipos de la ropa, aburrido, feo, y ligeramente aceptable.

En ese horrible día que tuve no sabía qué ponerse porque no lo había planeado la noche anterior. ¡Esto día fue una pesadilla!

Usualmente me salgo a la escuela a las siete y cinco en el autobús.

Pero de hoy, me monté mi bicicleta de mi escuela, y llegué muy tarde porque vivo muy lejos de la escuela.

(Esto es mi casa.) Diariamente, antes de escuela yo monto el autobús de mi casa y hago mi tarea, y practico mi baile.

¡Cuándo llegué a casa vi una lista de mil obligaciones de yo para mi familia! ¡No Es justo!

De todos dias, tipicamente me come mi ceno con mi familia, pero ellos fuieron a la restaurante no con mi, y me no comé mi ceno o otras comidas por la día.

Generalmente, antes de me acuesto, y duermo a las nueve y cuarenta, me cepillo mi pelo, me cepillo mis dientes, mi visto mi ropa de la cama, y me ponerme mi anticipó de mis dientes. Pero de el día horrible, me no preparo por acuestar, y dormir. Yo estuve muy, muy, muy cansado por ese noche.

¡Tipicamente, me acuesto y duermo a las diez y media, pero hoy me acuesté, y duermé a muy tarde, cómo a las dos en la mañana! ¡Sí el día terrible, horrible, espantoso, y horroroso es fin!

Como me fui a la cama, aunque a mí mismo "Me estoy mudando a la ciudad de Nueva York."

Made with Adobe Slate

Make your words and images move.

Get Slate

Report Abuse

If you feel that this video content violates the Adobe Terms of Use, you may report this content by filling out this quick form.

To report a Copyright Violation, please follow Section 17 in the Terms of Use.