Filipinas Una tierra para aprender.

Seguimos en la escuela, seguimos aprendiendo.

Cuando estás en tu fase de lectura de una EDE y estás recibiendo tanta revelación y palabra por parte de Dios en cada una de las clases, al llegar al tiempo de cruzada siempre tienes la mentalidad que será un tiempo de dar; no sólo a través de actos de misericordia, sino de compartir la palabra que a ti se te entrego antes.Esta semana a través de dos actividades Dios nos siguió enseñando y confrontando con respecto a la manera en la que devemos servir.

El fuerte Santiago

La primera de ellas fue cuando una familia de la iglesia que nos hospeda nos invito a un lugar histórico de la ciudad de Manila, El fuerte Santiago, nosotros pensábamos que era una simple visita a un parque pero al llegar nos dimos cuenta de la importancia del lugar para esta ciudad, la familia a nombre de la iglesia pago nuestras entradas, durante todo el recorrido nos estuvieron acompañando de una manera que nos hacían sentir amados y protegidos, al final nos invitaron a comer, pero no con cualquier platillo, ellos prepararon los alimentos especialmente para nosotros, llevaron todo lo requerido para que fuera algo especial, la iglesia a la que pensamos que solo serviríamos, nos estaba dando un ejemplo de servicio y amor.

La otra actividad, fue cuando el coro de nuestra iglesia anfitriona nos invitó a cenar, la realidad eran personas que no conocíamos, simplemente ellos supieron que un grupo de misioneros de México los visitaba y quisieron servirnos. Al principio estábamos algo nerviosos, ya que nos dijeron que sería una cena tradicional, donde todos debemos de comer solo usando las manos, no cuchillos , no cucharas, solo las manos. Llegamos, la mesa estaba servida, se veía algo diferente pero despertaba curiosidad; antes de empezar, nos dieron instrucciones de cómo se tenía que hacer, pero algo que nos ministro a todos los del equipo de EDE, es que a cada uno de nosotros nos asignaron a una persona, no para estarnos corrigiendo o vigilando, la razón era que querían conocernos, hacerte amigos de nosotros.

Muchas veces nosotros cuando hacemos alguna actividad mostrando misericordia, tenemos una línea marcada de hasta dónde queremos llegar, abrazamos para la foto pero solo eso; estos hermanos filipinos nos pusieron la muestra de cómo se debe honrar a las personas, dando todo y de la mejor manera, fue una gran noche, ellos cerraron cantando dos canciones de una manera excelente, Dios nos hizo sentir amados y además nos enseñó la manera en cómo debemos dar. Hacer todo como para Dios.

Los Barangay

Esta semana trabajamos en apoyo a la iglesia y a la base de Jucum Filipinas compartiendo la palabra en dos Barangays, lugares donde personas se reúnen a escuchar sobre capacitación y apoyo gubernamental, pero también las autoridades han permitido que iglesias se involucren y que compartan el evangelio. En el Barangay 655 se pudo ministrar a un grupo de mujeres , la mayoría de ellas viviendo en ambientes de problemática social, pero dispuestas a escuchar sobre aquel que suple sus verdaderas necesidades.

.

Mientras una parte de nuestro equipo ministraba con las mujeres, la otra parte trabajo en la calle con los niños, teniendo actividades y compartiendo con ellos regalos y grandes historias de la Biblia.

El otro Barangay que pudimos visitar fue uno en el que la bases de Jucum Filipinas apoya, Nelly y Sara pudieron compartir el mensaje, como Dios perdona nuestro pasado y ve por nuestro futuro; al final pasamos un tiempo de convivencia con los asistentes

Apoyando iglesias locales.

Los primeros 10 días en Filipinas solo habiamos estado en la zona del parque Rizal, un lugar importante de Manila,donde la convivencia familiar, el comercio es parte del día a día,nuestros líderes de cruzada lograron contactar a un pastor local que vive en una zona diferente a la que describo y fue ahi cuando descubrimos la otra cara de Filipinas.

Cuando la necesidad vive entre callejones, basura, motocicletas......

La iglesia Book of Life Bible Community Church se encuentra ubicada en una zona lejana a esos grandes edificios que ya conocíamos, fue impactante ver la cara de mis compañero al darse cuenta la forma en la que estos hombres y mujeres viven. Sabemos que hemos venido de tan lejos a compartir el mensaje de la Cruz, pero es difícil ser insensible ante este grado de necesidad.

Pudimos hacer caminatas de oración por la zona, compartiendo el reino por las calles y callejones entre basura y suciedad, también se preparó un programa para los niños de la iglesia , se hizo un tiempo de retroalimentación entre miembros de la congregación y nosotros, cerramos con un tiempo de convivencia.

Ejército de Salvación.

Otra iglesia que pudimos visitar y tuvimos la oportunidad de ministrar fue Ejército de Salvación, fue en la reunión de jóvenes, comenzamos con alabanza y después de este tiempo se separó al liderazgo de los jóvenes de los chavos que asisten en general, ambos grupos recibieron temas diferentes pero resaltando el valor que cada uno tiene como hijos de Dios. Janeth compartió sobre el regalo de salvación por gracia.

A mitad de la semana el ministerio AMIGO que trabaja con personas que viven en la calle, nos invitó a trabajar con ellos en una actividad; este ministerio busca de manera integral no sólo alimentar sino trabajar de manera integral con estas personas, a través del evangelio , se confrontan estas vidas atadas a las adicciones y pobreza.

Pudimos presentar un drama, así como compartir testimonios a los más de 80 asistentes, nos emocionó darnos cuenta la buena actitud , el deseo de conocer y escuchar, sabemos que su motivación es recibir algo de comida, pero creemos que esas semillas que son sembradas tarde o temprano darán el fruto

Manos al agua

El sábado por la mañana nuevamente tuvimos apoyar otro ministerio llamado Ligo Land , enfocado a personas de la calle, pero en esta ocasión exclusivamente enfocado a los niños, muy temprano el grupo de adolescentes de la iglesia que nos hospeda sale a buscar e invitar niños de la calle, van llegando uno a uno al patio de la iglesia, desde bebes que apenas pueden caminar, hasta niños de nivel primaria, bueno, que deberían estar en primaria, ya que estos niños no estudian.

Seles dio la bienvenida, se les organiza por edades , por género y en orden van pasando a unas regaderas improvisadas colocadas en el patio. Todo esto con la supervisión y apoyo de adultos, respetando la intimidad de cada niño.

Los pequeños son bañados, se les proporciona ropa limpia, se tiene tiempo de ministracion con ellos y al final se les da alimento.

Vamos por el presidente.

Al llegar a Filipinas Dios puso en el corazón del equipo orar por las autoridades de esta nación, podemos pensar y decir mucho de su trabajo cuando vemos tanta necesidad en las calles, pero sabe que la manera más efectiva de poder afectar la manera de gobernar es atraves de la intercesión. Intentamos entrar a los jardines de las oficinas preresidenciales, pero justo este día el presidente de Filipinas recibía al presidente de Japón por lo que la entrada nos fue negada, decidimos adorar e intercedes en un parque frente al lugar y pudimos compartir la palabra de salvación a las personas que pasaban.

Este es nuestro resumen de actividades, gracias por leer y compartir lo que Dios sigue enseñando a este grupo de estudiantes que buscan bendecir esta ciudad Manila, Filipinas.

Saludos y sigan apoyando y orando por nosotros

EDE septiembre 2016 MAZATLAN México .

Made with Adobe Slate

Make your words and images move.

Get Slate

Report Abuse

If you feel that this video content violates the Adobe Terms of Use, you may report this content by filling out this quick form.

To report a Copyright Violation, please follow Section 17 in the Terms of Use.